¿PARA QUÉ SIRVE CADA VELA?


Más allá de ser un objeto decorativo, las velas siempre han tenido protagonismo en ritos y ceremonias, debido al poder del fuego como protección, renacimiento y la vitalidad que proporciona su luz y calor.

Sin embargo, se vuelven aún más útiles si ocupamos la vela correcta para nuestros propios rituales, por ello las hay en diferentes color (y también aromas) pues cada color tiene su finalidad y resulta mucho mejor utilizar la vela precisa para la petición o motivo del rito a realizar.

VELA BLANCA

Representa la armonía, brindan calma y son muy útiles al momento de purificar tu hogar.

VELA AMARILLA

Muchos piensan que al igual que la tradición de año nuevo, esta vela representa el bienestar económico y si bien esto es cierto, no sólo sirve para eso, también ayuda a reforzar la seguridad en uno mismo, abre la mente hacia la creatividad y favorece la comunicación.

VELA NARANJA

Después (o en conjunto) de prender una vela blanca para purificar tu hogar, es muy importante que lo cargues con buenas energías y vibra positiva, esta te la traerán las velas naranjas.

VELA ROJA

El color del amor y la sensualidad, efectivamente las velas de este color te ayudarán en procesos amorosos o a superarnos a nosotros mismos.

VELA ROSADA

Vinculada a la amistad, ayudan en el bienestar físico, romanticismo y concordancia.

VELA MORADA

Este es el color de los líderes, por ende ayuda al entendimiento, despejar la mente y pensar de forma sensata.

VELA AZUL

Agudizan nuestros sentidos e instintos, siendo excepcionalmente buenas para cerrar las etapas y generar un cambio.

VELA VERDE

Relacionadas a la buena fortuna, nos ayudarán a alcanzar un mayor desempeño físico, intelectual y una mayor seguridad.

(14)

¿PARA QUÉ SIRVE CADA VELA?

0 Comments